Buscador de noticias

Por título o palabra clave

Compartir noticia:

Ingeniería y Ciencias 2030

Editorial

Leonardo Basso, Subdirector de Ingeniería y Ciencias 2030, Profesor Asociado del Departamento de Ingeniería Civil, Líder del Eje Estratégico Gestión del Cambio y Capital Humano.

Leonardo Basso, Subdirector de Ingeniería y Ciencias 2030, Profesor Asociado del Departamento de Ingeniería Civil, Líder del Eje Estratégico Gestión del Cambio y Capital Humano.

El trabajo para el Proyecto Una Nueva Ingeniería para el 2030 se inició en 2014, con un iluminador, y quizás un poco duro, ejercicio de benchmarking. A este estudio le siguió la presentación a CORFO de un proyecto para el trienio 2015-2017, que la Facultad entendió como una continuación natural del ejercicio colectivo Pensando la Década, que lideraba el ex vicedecano Felipe Álvarez. La misión del proyecto decía “Al 2030 La FCFM aspira a convertirse en una institución de clase mundial reconocida por su liderazgo en ciencia, tecnología e innovación, impulsada por la investigación multidisciplinaria de vanguardia que aborda tanto los desafíos globales como nacionales, y que proporciona una experiencia educativa sobresaliente y amplia, comprometida con la sociedad y la industria”.

En estos dos años y medio, el Proyecto, liderado por Felipe Álvarez y Juan Velásquez, acometió tareas en 5 ejes: armonización curricular; investigación, desarrollo e innovación aplicada y vínculo con la industria;, emprendimiento; internacionalización; y gestión del cambio y capital humano. En cada una de esas áreas, el Proyecto Ingeniería y Ciencias 2030 y la FCFM lograron avances importantes. En algunos casos con la creación de iniciativas que están ya en proceso de anclar sus estructuras en el andamiaje de la Facultad, como el A2IC, la Dirección de Vinculación Externa, Beauchef Proyecta o el ecosistema Open Beauchef; en otros casos, con infraestructura y servicios que están ya al servicio de la comunidad, como el Open Lab, y el Fablab.

No es, sin embargo, mi intención en esta columna describirles todo lo que el Proyecto ha conseguido sino, más bien, contarles del futuro. Lo que el Proyecto nos presenta es una oportunidad de seguir avanzando. La Facultad puede presentar ahora un nuevo plan para el trienio 2018-2020 que, de ser aprobado, contará con un subsidio total de 2.100 millones por parte de CORFO. Esta fase del proyecto debe, por definiciones propias y de CORFO, enfocarse en temas estratégicos en los que Ingeniería 2030 pueda catalizar cambios, consolidando así los avances ya realizados.

La última es una frase breve, pero con implicancias importantes. El poder catalizar cambios implica que hay ciertos errores cometidos en la fase anterior que debemos subsanar. En particular, creemos que la forma de trabajar que ha dominado hasta ahora, en que un grupo más bien pequeño de la comunidad definía y ejecutaba las acciones, está agotada. Los cambios ocurrirán sólo si gran parte de la comunidad comparte la necesidad de hacer algunas cosas de manera diferente, si participa en la construcción del proyecto, y si les resultan nítidos los beneficios para la sociedad toda y para la FCFM en particular.

En la práctica, esto quiere decir que la dirección del proyecto planea, a partir de ahora y por los próximos tres meses, convocar, escuchar y facilitar la conversación de los diferentes actores que resultan importantes para los objetivos. Si queremos que este proyecto sea un proyecto de Facultad, cuyo avance sea independiente de que cambien las personas que ostentan cargos con poder de decisión, el contenido del mismo debe provenir de lo que los actores internos y externos consensuen, en base a la mejor información disponible.

Por otra parte, el que la nueva fase del proyecto consolide avances de la fase anterior implica que los temas posibles de abordar en el proyecto están acotados. El acuerdo del Directorio del Proyecto que incluye a las autoridades de la Facultad, al ex decano Francisco Brieva y a quienes hoy dirigimos Ingeniería 2030 es que los ejes a abordar serán tres: Innovación, emprendimiento y transferencia tecnológica; formación para la innovación y emprendimiento; y relaciones internacionales.

Quiero ser, en esto, sumamente claro: estos tres temas son importantes para la Facultad, son áreas en las que nuestro desempeño es menos bueno que en otras y, por lo mismo, áreas en las que contribuimos menos al desarrollo social y económico del país, ya sea directamente o a través de nuestros egresados. Pero eso no quiere decir que sean las únicas preocupaciones de la FCFM. Existen muchas otras, urgentes y relevantes, que debemos abordar como comunidad para ser mejores y servir más al país. Y puesto que el proceso de mejora constante de la Facultad debe ser orgánico y multidimensional, la definición de esta nueva fase del Proyecto 2030 está en sintonía y coordinada con el proceso de Análisis Estratégico que lidera el vicedecano, James McPhee, quien nos llevará a re-pensar la década, y en la que muchos otros temas relevantes, no abordados en 2030, tendrán el espacio que merecen.

El semestre que viene es entonces uno particularmente interesante, de análisis, reflexión y decisiones. Queremos invitarlos a que participen, a que discutan, a que aporten, para que colectivamente construyamos un camino mejor para la Facultad, la Universidad, y el Estado del que somos parte integrante.

Prof. Leonardo Basso

Subdirector Proyecto Ingeniería y Ciencias 2030

Jueves 6 de julio de 2017

Compartir:
http://uchile.cl/i134809
Copiar

Enviar

Nombre Destinatario:
E-mail Destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: