Buscador de noticias

Por título o palabra clave

Compartir noticia:

Columnas de opinión

Manejo Sustentable de Relaves: El gran desafío de la Minería Chilena

Prof. Javier Ruiz del Solar.

Prof. Javier Ruiz del Solar.

Enlaces relacionados
Columna de opinión en El Mercurio

El Prof. Javier Ruiz del Solar, académico del Departamento de Ingeniería Eléctrica de la FCFM y director del Centro Avanzado de Tecnología para la Minería (AMTC) plantea en esta columna la urgencia de asumir desafíos medioambientales, sociales y tecnológicos en el manejo y tratamiento de relaves, los cuales se estima duplique su número para el año 2035.

La explotación minera genera inevitablemente pasivos ambientales y dentro de éstos, los relaves son los más importantes por su masividad. Tal como ha sido relevado en diversos estudios y en la Hoja de Ruta de la Minería Chilena, el manejo sustentable de relaves es uno de los principales desafíos de la minería chilena. Chile es el tercer país con más relaves en el mundo, pero además su producción de relaves se encuentra en aumento. De hecho se espera que el número de tranques de relave podría duplicarse al año 2035, estimándose que una parte importante de ellos se generará en la zona central del país, cerca de centros urbanos. Por este motivo es urgente abordar los desafíos ambientales, sociales y tecnológicos que el manejo y el tratamiento de relaves requiere. Es en este ámbito donde la minería debiera mostrar su carácter virtuoso, inclusivo y sostenible.

Desde nuestro punto de vista, el trabajo de I+D debiera estructurarse en cuatro ejes en este ámbito. Primero, debieran desarrollarse tecnologías para re-procesar los relaves existentes en el país, mucho de los cuales se encuentran abandonados. Estas tecnologías debieran permitir no solamente disminuir la toxicidad de los relaves tratados, sino que también hacer económicamente factible su transformación en activos mineros mediante la extracción de minerales y elementos de valor. Segundo, se requiere desarrollar metodologías que permitan monitorear la estabilidad física y química de los relaves, especialmente tomando en consideración las especiales características sísmicas, geológicas e hidrológicas de nuestro país. La información generada por estos sistemas de monitoreo debiera quedar disponible a las comunidades vecinas a los relaves y a las entidades gubernamentales pertinentes (tales como, ONEMI y SERNAGEOMIN). En tercer lugar se requiere desarrollar tecnologías que permitan una operación más eficiente de los relaves, en particular que éstos consuman menos agua. Finalmente, se requiere aumentar la cantidad de especialistas e investigadores en esta área.

Los desafíos en esta área son de gran envergadura y requieren ser desarrollados en forma colaborativa por distintos actores del ecosistema de innovación, empresas mineras, empresas proveedores, universidades y centros de investigación. La buena noticia es que distintas iniciativas colaborativas se han creado en este ámbito. Recientemente CORFO lanzó dos programas tecnológicos financiados por el Fondo de Inversión Estratégica (FIE) que abordan los dos primeros ejes, “Recuperación de Elementos de Valor en Depósitos de Relaves” y “El desarrollo de herramientas tecnológicas para el monitoreo de depósitos de relaves”. Nuestro Centro es parte de ambas iniciativas. En la primera, liderada por CodelcoTec, nuestro principal aporte será doble, por un lado se liderará la caracterización y cuantificación de minerales y elementos de valor en los tranques de relaves seleccionados dentro del proyecto y por otro lado se realizará el modelamiento de los procesos geoquímicos y mineralógicos que controlan las transformaciones que ocurren espacial y temporalmente en los tranques de relave. Nuestra participación en el segundo programa mencionado, liderado por Fundación Chile, centrará sus esfuerzos en desarrollar e implementar modelos que permitan evaluar de manera integral la estabilidad física de los depósitos de relaves, incluyendo índices de estabilidad y criterios de aceptabilidad que tengan en consideración el marco regulatorio vigente. Además, será también nuestra responsabilidad promover el desarrollo o integración de tecnologías adecuadas para el monitoreo de estabilidad física y química de depósitos de relaves, mediante la identificación de tecnología relevante, suficientemente madura como para ser integrada en el mediano plazo en infraestructura en operación, inactiva o abandonada.

En relación a la operación eficiente de relaves, también existen proyectos colaborativos que buscan mejorar las tecnologías actualmente en uso en el país. En este contexto, desde el año pasado nos encontramos trabajando junto al Centro CSIRO Chile en un proyecto de largo plazo cuyo objetivo es estudiar los efectos del uso de agua de mar y de las arcillas en los procesos de transporte y separación sólido-líquido de relaves, para de esta forma realizar propuestas que permitan hacer más eficientes estos procesos.

Finalmente, es importante destacar que el desarrollo del cuarto eje, capital humano avanzado, es esencial si nuestro país desea ser líder en tecnologías y metodologías asociadas al tratamiento y manejo integral relaves. En este contexto, la formación de ingenieros y doctores expertos en este tipo de tecnologías representa una componente integral de los proyectos en curso, como también la búsqueda y atracción de investigadores internacionales de primer nivel.

 

Columna de opinión publicada el jueves 26 de enero de 2017 en Ediciones Especiales de El Mercurio

Martes 31 de enero de 2017

Compartir:
http://uchile.cl/i130887
Copiar

Enviar

Nombre Destinatario:
E-mail Destinatario:
Su nombre:
Su e-mail:
Comentarios: